Ciencia ficción, fantasía... libros, series, cine: allá voy!!

martes, 6 de diciembre de 2011

Jane Eyre (The One and Only)

Hay mas de 20 versiones, entre cine y televisión, de la famosa obra de Charlotte Brontë (aquí, mi introducción al argumento y crítica del libro, ejem), y todas ellas tienen algo destacable, porque después de todo, es una gran clásico.
Su nombre da título al libro, y es una heroína romántica como ninguna otra. Ha tenido la cara, (y mas), de Joan Fontaine, Susannah York, Charlotte Gainsbourg, Samantha Morton, o mi favorita Ruth Wilson, aunque Mia Wasikowska, su actual encarnación, lleva digna su austeridad, y valentía. Ella, que solo ha conocido los rigores de un horfanato, para la que su libertad es el bien mas preciado, encadena su alma con el atormentado señor de Thornfield, Edward Fairfax Rochester.
El señor Rochester, ese ser huraño, poco atractivo, pero de alguna manera magnético y atrayente, que roba su corazón, se instala también en el nuestro. Rochester ha sido Orson Welles (el mas oscuro), George C. Scott, William Hurt, Ciarán Hinds, Timothy Dalton (el mas atractivo) o mi favorito (ji, ji) Toby Stephens. Ahora es Michael Fassbender, el actor de moda (y con mérito, además) que compone su personaje imbuido totalmente en el espiritu de la novela.
Las desdichas de ellos, también son las nuestras, su felicidad, la nuestra
En fin.
Como gran fan de la obra (y de sus versiones), la película me ha encantado, tanto actores, como ambientación han sido perfectos (y mal que me pese) mucho mejor que la anterior versión cinematográfica de Franco Zeffirelli (¡cómo pesa que un maestro pierda su toque!).
Pero.
Como gran fan de la obra (y de sus versiones), hay algunas cosas que me han dejado algo desencantada, la desaparición de personajes o momentos, como el de Grace Poole, apenas mencionado, una de las fuentes de misterio en la novela, reuniones sociales o conversaciones enteras con el señor Rochester o aquello de (una de mis frases favoritas en la novela) esta muchacha es la que yo deseaba tener, ésta que veis, grave y silenciosa en la misma boca del Infierno. Pero mas que nada, la química entre los protagonistas era casi inexistente, a pesar de su buen trabajo. Es que cuando no hay feeling, no hay feeling.

No se porqué, al salir del cine mi madre y yo, nos hemos puesto a hablar de clásicos de la literatura inglesa y hemos comparado a Charles Dickens (uno de sus favoritos, ha visto TODAS las versiones de David Copperfield habidas y por haber) con estas hermanas Brontë tan dadas al drama romántico, y si algo les distingue, mas que ninguna otra cosa, es que a pesar del parecido de sus personajes peculiares, y de las desgracias que acontecen a sus protagonistas, es que en la obra de Dickens hay mucha miseria y pobreza... que desemboca en final feliz y en la obra de las Brontë mucha desgracia y tristeza, no siempre con finales felices a los que aferrarse (tampoco lo tuvieron ellas).
Puntuación: 7

4 comentarios:

Jero dijo...

Yo sólo conozco esta versión, que como ya sabes me ha gustado mucho (debe ser la primera vez en que coincidimos: un 7 me parece justo). A mí sí me pareció que la pareja protagonista tenía química, aunque quizás sea porque soy yo el que tiene química con Fassbender por un lado (me parece un actorazo, además de un tipo muy atractivo) y con la Wasikowska por el otro (que también es una pedazo de actriz y que además me tiene embobado, de esa forma en que las mujeres no-necesariamente-bellísimas-pero-sí-terriblemente-atractivas siempre consiguen encandilarme). En fin. Que me gustan estos Rochester y Jane, aunque tampoco puedo compararlos con otras versiones (ni con el libro)...

marguis dijo...

Jero:
A Fassbender me lo creo en todo lo que hace. Yo lo descubrí hace años en una serie británica "HEX" haciendo de ángel (algo malvado, por cierto) y ya le eché el ojo (que se dice), hemos tenido la suerte de que entre el año pasado y este ha trabajado a destajo y ahorta mismito coincide con dos pelis en cartelera (a cual mas dispar). Yo estoy esperando su "Shame" a ver que tal.
A la Wasikowska solo la conozco por "Alicia..." por lo tanto me era mas que indiferente. Ahora que ha bordado el papel de Jane Eyre le voy a tener mas cariño!!!

Lo de la química entre ellos me fastidió un poco, porque después de ver la miniserie del 2006, con unos protas con una química inmensa, ellos dos me han dejado algo fría... las expectativas son una bitch!

Pues eso, igual te gustaría la versión de Orson Wells y Joan Fontaine (http://www.youtube.com/watch?v=s4esKjNB_3c) donde Rochester nunca tuvo mirada mas turbia y oscura...

Saludos!!

Jero dijo...

A Wasikowska tienes que verla en la primera temporada de "In treatment". Hace un curro dramático ES-PEC-TA-CU-LAR. Y la serie es buenísima toda ella, así que doble recomendación, jeje.

"Shame" tiene muy buena pinta, la verdad. Y Fassbender en la nueva de Cronenberg está también genial, así que el tío suma y sigue...

Me apunto ese Rochester alla Welles, que pinta muy interesante ;)

Cyllan dijo...

Me alegra que sea buena la peli. Aquí una loquilla que se está leyendo por primera vez la novela (acabando ya) y no ha visto ni una de las adaptaciones. Increíble pero cierto. Y sí, también veo muchos paralelismos entre las Bronte (conozco Cumbres borrascosas) y Dickens. Me encantan los dramones románticos.